julio 13, 2024

En el nuevo clip, se puede ver lo que ocurrió momentos antes de que Érika de Souza llevara a su tío a una sucursal en Río de Janeiro, Brasil, en donde terminó arrestada.

En las últimas horas se viralizó un video de una mujer que acudió a un banco en Río de Janeiro, Brasil para retirar dinero de un préstamo a nombre de su tío, lo que llamó la atención fue que el hombre identificado como Paulo Roberto Braga de 68 años ya estaba muerto.

Esto desató una serie de opiniones en redes sociales, pues a los usuarios les perturbó el hecho de que la mujer, identificada como Érika de Souza Vieira Nunes asistiera a la sucursal bancaria con el cadáver del hombre para recibir 17 mil reales (54 mil, 688 pesos mexicanos) y poco después de que ocurrieran los hechos, surgió un nuevo video de momentos antes para que las autoridades determinaran si el hombre llegó sin vida al banco.

Así llegó la mujer con el cadáver de su tío al banco para cobrar un préstamo

Fue este martes 16 de abril cuando ocurrieron los hechos aproximadamente a las 13:00 horas, en el video se puede ver una hora antes a la mujer saliendo del departamento, pues las cámaras de vigilancia muestran como toma una silla de ruedas y posteriormente en un estacionamiento.

Con la ayuda de otro hombre, se puede ver cómo colocan al tío fallecido en la silla de ruedas, algo que claramente cuesta trabajo. Una vez en la silla, la mujer se queda a un costado de él buscando algo en su bolso, pero al no encontrarlo, se acerca al auto para decirle algo al hombre que la acompañó.

Es en este momento en que pasan dos personas y un hombre le llama la atención el aspecto de su tío, por lo que le regresa para decirle algo a Érika, pero el momento dura muy poco, pues ella toma la silla de ruedas y se dirige al elevador, posteriormente se le puede ver caminando por el centro comercial con el cadáver de su tío.

¿Qué dijo la mujer sobre la muerte de su tío?

De acuerdo con las primeras investigaciones, Érika le dijo a la policía al momento de su arresto que su tío estaba vivo en el momento en que ingresó al banco, pero en el video que se difundió en redes sociales se puede ver cómo el nombre ni siquiera puede sostener una pluma con la que ella lo ayudaría a firmar un préstamo en el banco.

Esta acción preocupó a los empleados y llamaron a la policía, no obstante, uno de los jefes de policía reveló que Érika no mostró tristeza por la muerte de su tío, ella sólo mencionó que era la encargada de cuidarlo.

Asimismo, la mujer mencionó que su tío había sido internado una semana antes en un hospital de Bangu, Río de Janeiro, pero que fue dado de alta un día antes de su visita al banco, es decir, el pasado lunes 15 de abril y según la defensa de Érika, ella y sus familiares viven en el mismo terreno en el que vivía el hombre de 68 años.

En el video que se viralizó, se puede ver a Érika tratando de «ayudar» a que su tío firme los documentos, mientras le sostiene la cabeza en todo momento, pero la apariencia del hombre llama la atención, pues tiene la boca abierta y cuando le suelta la cabeza, ésta se va hacia atrás, como si estuviera inconsciente, mientras ella le dice:

Tío ¿estás escuchando? Necesitas firmar. Si no firmas no hay manera. No puedo firmar por ti, lo que pueda hacer lo haré. Firma aquí, igual que el documento».

Con Información Excelsior.