junio 22, 2024

Las autoridades de Phoenix han desarticulado una red de robo de viviendas operada por miembros de una banda criminal sudamericana, resultando en el arresto de tres ciudadanos chilenos que vivían ilegalmente en Estados Unidos. Según informes oficiales, el grupo ha estado atacando casas de lujo en el área de Phoenix desde febrero de 2023, acumulando al menos 111 incidentes hasta la fecha.

La banda, sospechosa de una serie de robos que suman un total de aproximadamente 3 millones de dólares en efectivo, joyas y otros artículos de valor, se ha vuelto conocida por sus incursiones durante los fines de semana. Los tres individuos detenidos la semana pasada han sido identificados como Ellen Gutiérrez Sáez (20 años), Johan Salvo Alacón (21 años) y Manuel Eduardo Fuentes Gómez (25 años), todos ellos viviendo en Estados Unidos de manera ilegal desde Chile, según un informe de arresto obtenido por Fox 10.

Se cree que estos individuos forman parte de una organización criminal sudamericana que opera en Estados Unidos, especializada en robos, fraudes y tráfico de bienes robados. Muchos de los crímenes cometidos por el grupo se concentraron en Phoenix y sus suburbios, incluyendo Scottsdale, Paradise Valley, Chandler, Gilbert y Peoria.

El descubrimiento y arresto de los sospechosos fueron el resultado de una colaboración entre autoridades de California y Arizona. La investigación, que se inició en California, condujo a las autoridades de Arizona al área de Camelback Mountain, donde se realizaron los arrestos. Según los informes, los miembros del grupo seleccionaban cuidadosamente sus objetivos, prefiriendo casas cercanas a campos de golf o áreas abiertas que les permitieran estacionar a distancia y acercarse a las residencias sin ser detectados.

Además, se reveló que la banda empleaba tecnología avanzada que utilizaba datos móviles y Wi-Fi para neutralizar las cámaras de vigilancia de las viviendas durante los robos. En uno de los incidentes reportados, los sospechosos lograron hacerse con armas, joyas y efectivo valorados en 33.000 dólares.

Las autoridades están investigando más a fondo para determinar la magnitud total de las actividades delictivas del grupo y si hay más personas involucradas en sus operaciones.