junio 23, 2024

Manifestantes antiisraelíes causaron estragos en el Cementerio Nacional de Los Ángeles, profanando el lugar de descanso de casi 90,000 veteranos desde la Primera Guerra Mundial hasta Vietnam. Un video viral mostró a un manifestante rociando aerosol con la consigna «Gaza libre» y un triángulo rojo invertido en la entrada del cementerio, mientras una protesta cerraba un importante bulevar frente al edificio federal.

Portando keffiyehs palestinos y banderas, los manifestantes acusaron al presidente Biden de complicidad en un genocidio y a los sionistas de nazis. Sus cánticos incluyeron «Desde el río hasta el mar, Palestina será libre», un eslogan tildado de antisemita por la Liga Antidifamación.

El vandalismo se extendió con la palabra «intifada» pintada en aerosol en el letrero del cementerio, recordando el levantamiento palestino de 1987. Aunque no está claro si se realizaron arrestos, Terrence Hayes del Departamento de Asuntos de Veteranos condenó el acto como inaceptable.

El Cementerio Nacional de Los Ángeles emitió una declaración en Facebook, destacando la inaceptabilidad del vandalismo y anunciando medidas inmediatas para restaurar el lugar. Agradeció a la Unidad de Graffiti del Condado de Los Ángeles por su pronta acción de limpieza a presión.

Funcionarios electos también repudiaron los actos. El representante Brad Sherman calificó a los manifestantes de antiestadounidenses y lamentó la profanación del lugar donde descansan aquellos que lucharon contra la esclavitud y el fascismo. La senadora Marsha Blackburn expresó en Facebook que este acto repugnante revela malas intenciones.

Aunque no se tiene información sobre arrestos, la comunidad, las autoridades y la Unidad de Graffiti están unidas para condenar estos actos vandálicos y trabajar en la restauración del Cementerio Nacional de Los Ángeles.