junio 23, 2024

Al menos tres reclusos se escaparon de una cárcel del centro de Ecuador, un día después de que las Fuerzas Armadas invitaran a la prensa a un recorrido por el mismo centro penitenciario en una muestra de que han retomado el control de las prisiones.

La institución militar confirmó el viernes en un comunicado la fuga de tres privados de libertad, cuya ausencia se detectó la madrugada del jueves en la cárcel de Cotopaxi, a unos 84 kilómetros al sur de Quito.

La evasión se identificó “durante el desarrollo del control diario de seguridad”, ante lo cual se activaron los protocolos de investigación y búsqueda, según el reporte. Hasta el momento no han sido recapturados.

Hugo Arroyo, jefe policial de la subzona de Cotopaxi, aseguró en declaraciones al canal Teleamazonas que los evasores utilizaron “unas cuerdas artesanales que habían realizado con restos de la ropa” y que se presume que las usaron para salir de la celda, indicó.

Según reportes de medios locales, los reclusos que fugaron estaban en el área de máxima seguridad por delitos de asesinato, suplantación de identidad y violación a la propiedad privada.

El Servicio Nacional de Atención Integral a Personas Adultas Privadas de la Libertad (SNAI), organismo que controla las prisiones, no se ha pronunciado hasta el momento.

Precisamente, en ese centro penitenciario, se realizó la mañana del jueves un recorrido con un grupo de periodistas por tres áreas de la cárcel, ubicada en la ciudad de Latacunga. La prisión alberga a 4.338 reclusos.

En declaraciones a los medios durante la visita, un jefe militar que no se identificó por motivos de seguridad, aseguró que ese centro está “100% bajo control”.

Era la segunda invitación a la prensa a una prisión, de las 35 que integran el sistema penitenciario, en un intento del gobierno de mostrar que se ha recuperado el control en las cárceles que mantenían las bandas criminales. La anterior visita se realizó en la Penitenciaría del Litoral, en Guayaquil, la más grande y peligrosa del país.

En la cárcel de Cotopaxi, se mostró a la prensa a un grupo de reos que realizaba ejercicios bajo las instrucciones de los militares, mientras otros asumían tareas de limpieza y, en un taller de mujeres, se efectuaban tareas de costura. También se enseñó un túnel que los reos habían cavado para huir, pero la salida de agua frustró sus intenciones.

En Ecuador, rige un estado de excepción y la declaratoria de conflicto armado interno desde inicios de enero, una maniobra del presidente ecuatoriano, Daniel Noboa, para movilizar a las fuerzas armadas y a la policía en operativos de seguridad en las calles y las cárceles del país. Desde entonces se han realizado intervenciones para decomisar armas, municiones, explosivos, droga y otros objetos prohibidos que, pese a los controles, continuaban ingresando de forma ilegal a esos recintos.

Desde 2021 se han registrado más de una docena de masacres en las prisiones ecuatorianas. Un total de 450 reclusos perdieron la vida.

Con información de AP.