junio 21, 2024

El pequeño tenía apenas un mes de vida y llegó a pesar menos de dos kilos.

Maxim Lyutyi ha sido condenado a ocho años de cárcel por dejar morir de hambre a su bebé de apenas un mes de vida. El influencer vegano, originario de Rusia y de 44 años, ha confesado ante la justicia que su hijo Kosmos murió de «neumonía y desnutrición» y que fue por su «culpa».

«Mi hijo se alimentaba del sol. Ha muerto por mi culpa», aseguró Lyutyi, quien ha detallado que la dieta de su hijo era pránica, una alimentación basada en la energía y los nutrientes solares.

El bebé llegó a pesar menos de dos kilos y fue trasladado a un hospital con un cuadro médico de neumonía grave que se desarrolló a consecuencia de la desnutrición. Los sanitarios no pudieron hacer nada por su vida, por lo que finalmente murió.

Este hecho ocurrió el 8 de marzo de 2023, pero no ha trascendido hasta un año después, cuando ha sido aprobada la condena. En un principio, Lyutyi trató de culpabilizar a su pareja, Oxana Mironova, acusándola de que su hijo tenía falta de hierro en la sangre debido a las dietas que ella le proporcionaba.

Sin embargo, fuentes cercanas al matrimonio aseguran que la madre «intentaba amamantar al bebé a escondidas de su esposo, debido al gran temor a la reacción que este podría tener», tal y como recoge el medio Clarín. Aun así, Mironova recibió una pena condicional de dos años de «trabajo correccional».