junio 22, 2024

El exembajador de Estados Unidos, Víctor Manuel Rocha, quien estuvo detenido desde diciembre de 2023 por una serie de graves cargos que incluyen espiar para el régimen de Cuba durante más de tres décadas, anunció hoy que se declarará culpable del delito de servir como agente secreto para La Habana. Este sorprendente giro en el caso se produce después de que Rocha anteriormente se declarara no culpable de los cargos en su contra, pero ahora ha optado por admitir su participación en actividades clandestinas en nombre del gobierno cubano.

Según informes de la agencia AP, Rocha ha acordado admitir cargos federales de conspiración para actuar como agente de un gobierno extranjero. Aunque los fiscales han acordado una sentencia, la duración de la pena no fue revelada en el tribunal el día de hoy. Este rápido desarrollo marca un cambio significativo en un caso que ha sido descrito por los fiscales como «una de las traiciones más descaradas en la historia del servicio exterior estadounidense».

Rocha, quien ocupó cargos diplomáticos de alto nivel en varios países, incluyendo Bolivia, Argentina y la Sección de Intereses de Estados Unidos en La Habana, fue arrestado por el FBI en su casa de Miami en diciembre del año pasado. Los fiscales han alegado que Rocha estuvo involucrado en actividades clandestinas en nombre del régimen cubano desde al menos 1981, el año en que se unió al servicio exterior de Estados Unidos.

El caso se basa en gran medida en las confesiones que Rocha hizo a un agente encubierto del FBI que se hacía pasar por un agente de inteligencia cubano llamado Miguel. En estas confesiones, Rocha elogió a Fidel Castro como su «comandante» y se jactó de su servicio como espía cubano en el corazón de los círculos de política exterior estadounidense. Los fiscales también alegan que Rocha se reunió con agentes de inteligencia cubanos y proporcionó información falsa a funcionarios del gobierno estadounidense sobre sus contactos.

La decisión de Rocha de declararse culpable representa un giro inesperado en este caso, que ha capturado la atención tanto nacional como internacional debido a la naturaleza sensacional de las acusaciones. Se espera que el caso continúe desarrollándose a medida que se revele más información sobre las actividades de Rocha en nombre del régimen cubano durante su larga carrera como diplomático estadounidense y más allá.